ESTÁS EN:

shares

Una de las decisiones más importantes a la hora de casarnos es elegir la fecha de la boda. Por eso te vamos a ayudar y te vamos a contar cuáles son las ventajas de casarte en cada estación del año: primavera, verano, otoño e invierno.

 

Poner la fecha al enlace puede que sea lo más difícil a la hora de planear tu boda. Tienes que estudiar si hay más familiares o amigos que se casan para que las bodas no estén demasiado juntas, elegir un día que (al menos) tus más allegados estén libres y puedan asistir sin ningún problema y lo más dramático de todo, tienes que predecir el tiempo y rezar para que no llueva.

Pero si ya es difícil quedar con un grupo reducido de amigos, imagínate celebrar una boda y estar atenta a las inclemencias del tiempo. Elegir la fecha de la boda es un quebradero de cabeza en toda regla. Pero para intentar facilitarte la elección te contamos cuáles son las ventajas de casarte en cada estación del año.

A continuación, hemos enumerado una serie de ventajas para la primavera, verano, otoño e invierno. Así, solo tendrás que elegir la opción que más te guste y la que más se acerque a tus deseos de boda ideal.

Ventajas de casarte en cada estación del año

  • Primavera

ventajas de casarte en cada estación del año

Casarte en primavera tiene sus ventajas y la principal es la decoración. Las primavera es la estación en la que las flores crecen y se ven más bonitas que nunca. Por lo que si tu boda ideal está repleta de flores no dudes en casarte en primavera.

Otra de las ventajas más importantes es la temperatura. Las temperaturas en esta época son más fáciles de sobrellevar aunque hay que tener cuidado porque siempre nos puede sorprender una tormenta.

La primavera se caracteriza por unas temperaturas suaves y es perfecta para lucir el vestido que más te guste, sin necesidad de pasar frío o sudar en exceso. Además el sol no aprieta tan fuerte como en verano y la luz sera también más suave, perfecto para tus fotos.

  • Verano

ventajas de casarte en cada estación del año

El verano es la estación top por las parejas. Es la época preferida por los futuros novios. Y es que: el clima es buenísimo. Ideal para bodas que se celebren al aire libre. Eso sí, siempre con mucha bebida, parasoles y abanicos, para evitar que los invitados pasen calor.

Pueden asistir invitados que vienen de lejos. Al coincidir con las vacaciones de verano, puede que aquellos invitados que vivan lejos aprovechen el desplazamiento para quedarse varios días disfrutando de sus vacaciones y del nuevo enlace. (Pero manda las invitaciones con antelación para que puedan organizarse)

Tu luna de miel podrá ser XXL. Si juntáis los días de permiso que dan por la luna de miel más tus vacaciones de verano…¡Voilà! Un viaje de novios muy extenso.

  • Otoño

ventajas de casarte en cada estación del año

El otoño poco a poco va ganando adeptos. Es, para muchos, la estación más romántica. Además tiene muchas ventajas. La más importante y la ventaja que la hace una opción más jugosa es la de los costes. Las bodas en primavera y verano son más caras que en los meses de frío.

La decoración. Los tonos naranjas, marrones y cálidos darán un toque muy especial a tu boda. Utiliza frutos secos para decorar y hojas de otoño. La boda tendrá que ser en un entorno cerrado pero no por eso menos especial.

  • Invierno

ventajas de casarte en cada estación del año

Cada vez son más las parejas que eligen el invierno como fecha de su boda. La razón económica también influye en invierno porque es una gran rebaja. La decoración también cumple un buen papel. Además en fechas cercanas a la navidad puedes jugar con colores dorados y plateados y…¿por qué no? Un árbol de navidad gigante decorando el salón del banquete, seguro que queda genial.

Las novias pueden utilizar vestidos de manga larga, que siempre son un acierto porque estilizan la figura. Y completar el look con un bolero o chal, dando un toque chic al look nupcial. Además tu maquillaje se verá intacto y las gotitas de sudor no estropearán nuestro make-up.

Al haber menos gente para organizar su boda en invierno no tendréis problema con la fecha del enlace. Y podréis elegir entre más opciones disponibles y seguro que vuestros invitados también disponen de más días libres, ya que en verano es más común tener bodas, comuniones, bautizos y los compromisos se multiplican.

¿Entonces, qué estación en la que más te convence?

TAGS:

Comentarios

Relacionados

2016 LuciaSeCasa Ediciones Lisa Tarín. Todos los derechos reservados.

Suscríbete a nuestra newsletter
 Acepto la política de privacidad

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
X
No te pierdas
NADA

Suscríbete a nuestra newsletter

 Acepto la política de privacidad