ESTÁS EN:

shares

Te han invitado a una boda y no tienes claro qué regalar a los novios. Por un lado, dar dinero te parece algo frío e impersonal, y no tienes claro cuál es la cantidad adecuada. Pero un regalo físico podría no corresponderse con las expectativas de la pareja. Surge entonces la pregunta, ¿qué es mejor, dinero o regalo?

 

No es raro que una de las primeras preguntas que nos asaltan cuando nos invitan a una boda es qué debemos regalar a los novios. Algunas parejas acompañan su invitación con un número de cuenta, otras introducen la url de su lista de bodas, en la que han indicado diversos artículos que les resultarán útiles en su nueva vida juntos.

Otras parejas, sin embargo, lo dejan al azar, sin ningún tipo de especificación escrita, y es cuando los invitados se sienten más libres para regalar. Grave error, a nuestro parecer, porque los novios pueden encontrarse con regalos indeseados, y porque los invitados pueden sentirse desorientados y preguntarse, ¿qué es mejor, dinero o regalo? Si te encuentras en esta encrucijada, sigue leyendo.

dinero o regalo

Pros y contras de elegir dinero o regalo

Elegir regalar dinero tiene algunas ventajas. En primer lugar, los novios podrán utilizarlo en lo que consideren oportuno: pagar el cubierto, dar una entrada para su piso, pagar su luna de miel… Es algo práctico que recibirán con agradecimiento.

Respecto a ti, no te complicará la vida, ni te hará perder tiempo buscando ese regalo que les recuerde a ti para siempre, pero que quizá no les acabe de encajar.

Sin embargo, regalar dinero puede parecerte impersonal y frío. Es algo que no tiene nombre y que no sabes si te va a hacer quedar bien o mal. De hecho, te hará preguntarte, ¿cuánto me tengo que gastar en el regalo para los novios? Seguro que temes no acertar.

Los regalos físicos, por su parte, son más personales y pueden resultar entrañables. Especialmente cuando se acuerdan previamente con los novios. Si, por ejemplo, se casa tu mejor amiga o tu hermana, quizá le guste que le regales los zapatos de novia o el tocado, o que le compres esa joya que soñó lucir en su gran día. En estos casos es mucho mejor (y más bonito) hacer un regalo que dar dinero.

El problema está cuando quieres decidir libremente qué regalo hacer. Puede que no te llegue el presupuesto para pagar lo que se estimaría como aceptable si decidieses entregarles dinero. Si es esta la razón por la que prefieres hacer un regalo, te recomendamos consultar a los novios o a algún familiar cercano antes y sincerarte. Para que no se encuentren con tres lotes de candelabros, ni con un cuadro que no vaya con el estilo de su casa, y también porque es posible que sigan prefiriendo dinero, aunque la cantidad sea inferior a lo deseable.

Y tú qué crees que es mejor, ¿dinero o regalo?

Comentarios

Relacionados

Comentarios

2016 LuciaSeCasa Ediciones Lisa Tarín. Todos los derechos reservados.

Suscríbete a nuestra newsletter
 Acepto la política de privacidad

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
X
No te pierdas
NADA

Suscríbete a nuestra newsletter

 Acepto la política de privacidad