ESTÁS EN:

shares

Los 30 parece que es la mejor edad para casarse pero, ¿por que? A continuación os contamos por qué casarse a los treinta es lo más normal estos años.

 

Cada vez se lleva más eso de seguir el estilo Bridget Jones pero, aunque nosotras no estemos acomplejadas, puede que hayamos dejado para el último momento lo de tener novio. Durante décadas hemos visto cómo nuestras amigas se echaban novio con 20 años o cómo nuestras madres estaban ya casadas y con hijos con esta misma edad. En los últimos años hemos asistido a cambios sociales donde el matrimonio pasa a un segundo plano y lo dejamos para edades más avanzadas.

casarse a los treinta

Fotografía: Patricia Vega

Los 30 parece ser un buen momento para casarse, aunque siempre hay rezagados que lo dejan mucho más. Pero, ¿por qué esta edad es la ideal para contraer matrimonio?

Casarse a los treinta

Es un hecho, la edad media para casarse está en la treintena. Hace unos años la media de los matrimonio era 29 para los chicos y 27 para las chicas, pero esto ha ido subiendo cada vez más. Más estabilidad estabilidad emocional y profesional, ideas claras…

Hay muchas razones por las que las personas tardan más en dar el “sí, quiero”. Las mujeres suelen ser más jóvenes que los hombres cuando llegan al matrimonio, en parte es debido al sexismo y al problema que en la antigüedad había de quedarse “solterona”, pero también porque las mujeres históricamente tenían menos posibilidades de tener educación e ir a la universidad. Se casaban para estar pendientes del cuidado de una casa y de niños.

casarse a los treinta

Fotografía: La Mome Studio

Afortunadamente eso ha cambiado, tenemos más autonomía, somos independientes y podemos retrasar el matrimonio mientras nos enfocamos en otros aspectos de nuestras vidas.

No se trata de falta de amor

Casarse más tarde no significa que no tengas un amor real. Las personas que no están casadas mantienen relaciones igual de significativas, cada vez son más las parejas que viven juntas sin estar casadas. Los jóvenes eligen otras formas de mostrar su compromiso. Además el esperar un poco más al matrimonio, te da la oportunidad de conocer más a tu pareja (nunca se acaba de conocer a una persona).

casarse a los treinta

Fotografía: La Kuriosa

El casarte antes o después depende también de muchas cosas. Primero de la persona pero también de su costumbres, del entorno. Por ejemplo, una persona que viva en una ciudad tiende a casarse más tarde que aquellos que vivan en una zona rural. La religión sería otro punto que puede condicionar.

De lo que estamos seguros es de que cada vez las parejas se casan más tarde. La treintena se consolida como la nueva normalidad pero no te sientas “raro” si quieres hacerlo antes, después o nunca.

Comentarios

Relacionados

2016 LuciaSeCasa Ediciones Lisa Tarín. Todos los derechos reservados.

Suscríbete a nuestra newsletter
 Acepto la política de privacidad

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
X
No te pierdas
NADA

Suscríbete a nuestra newsletter

 Acepto la política de privacidad