ESTÁS EN:

shares

Si están bien escogidos, pasarán desapercibidos. Y si son bonitos, enamorarán a tus invitados. Estas son las claves para escoger la mantelería de tu boda

 

La mantelería de una boda llama la atención, tanto para bien como para mal. Si este elemento agrada, tus invitados no dirán nada, pasarán desapercibidos o enamorarán. Pero si no la eliges bien, puede que escuches comentarios que no te gusten. Para evitar cuchicheos indeseados, queremos darte unas claves para escoger la mantelería de tu boda. Claves infalibles y con las que seguro acertarás.

Aunque muchas parejas deciden no vestir las mesas del banquete nupcial, son más todavía las que se decantan por el sí. Y la verdad es que, en una boda, es un elemento textil importante.

¿Cuándo es la boda?

Las estaciones hacen que los tejidos y colores cambien. En otoño e invierno, los colores más oscuros como el granate, morado, azul marino, verde, gris, marrón o colores teja, serán apropiados. Mientras que en primavera y verano hay preferencia por los tonos pastel, colores aguamarina, tonalidades verdosas, suaves naranjas…sin olvidarnos de los fucsias o malvas.

escoger mantelería

Vía Pinterest

¿A qué hora?

Además de la estación hay que tener en cuenta la hora en la que se celebra la boda. Si la boda es por la mañana, es ideal jugar con tonalidades vivas. Si se celebra en interior, tonos neutros (verdes, grises, azules, en gamas suaves). Si la boda es por la tarde es mejor optar por mantelerías suaves que aporten luminosidad al espacio: blancos, beiges, ocres, satinados dorados, plateados…

¿Cómo es el espacio donde se celebra?

Son muchas las cosas que dependen del lugar de celebración, como la decoración pero también la mantelería. ¿Mesas redondas o alargadas? Debéis saber si existen diferentes opciones entre las que elegir para que el resultado sea lo más parecido posible a la idea de enlace que tenéis en la cabeza.

escoger mantelería

Vía Pinterest

¿Cómo es vuestro estilo?

Vuestro estilo también es importante a la hora de elegir la mantelería. ¿No os gusta el color verde? No lo pongáis. Elegid otro y aseguraos que combinará a la perfección con el resto de elementos de la celebración. La armonía es la clave para conseguir un resultado equilibrado. Arriesgarse puede estar bien pero no lo hagáis si no estáis completamente seguros.

¿Tipo de mesa?

Los manteles siempre tienen que ser más grandes que la superficie de la mesa, ya sean mesas redondas, cuadradas, rectangulares o imperiales. Y deben caer por lo lados sin llegar a rozar el suelo. Deberéis decidir si queréis manteles con vuelo o sin él, con calados o sin calados o quizás preferís caminos de pesa o manteles individuales.

escoger mantelería

Vía Pinterest

¿Precio?

A veces el precio no se tiene en cuenta ya que, por lo general, entra en el precio del menú o catering. Pero informaos sobre precios y calidades y estudiad las distintas posibilidades.

¿Cómo hacemos para que se vea muy bonito?

Añade a tu mesa centros de mesa y servilletas (otro elemento textil imprescindible para rematar la mesa). Las servilletas acentúan la intensidad: pueden ser lisas, de encaje o camuflándola con el mantel siendo del mismo estampado.

¿Os queda alguna duda de la importancia de los manteles en las bodas?

TAGS:

Comentarios

Relacionados

2016 LuciaSeCasa Ediciones Lisa Tarín. Todos los derechos reservados.

Suscríbete a nuestra newsletter
 Acepto la política de privacidad

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
X
No te pierdas
NADA

Suscríbete a nuestra newsletter

 Acepto la política de privacidad