ESTÁS EN:

shares

El amor de Lucía y Borja nació una noche de fiesta. Rompiendo todos los tópicos que dicen que de este tipo de encuentros no pueden surgir relaciones duraderas, la pareja comenzó a escribir ese día el primer capítulo de su bonita historia en común.

 

“Sabía que esa noche no sería una noche de fiesta cualquiera. Y no iba desencaminada, porque ahí estaba él -relata Lucía-. Esa noche coincidimos en el mismo lugar y el poder de la música hizo que Borja y yo empezáramos a escribir la historia de amor más bonita”. Y así fue como Lucía y Borja dieron los primeros pasos que, sin saberlo, les conducirían a su boda el 26 de mayo de 2018.

Lucía y Borja

Foto: José Bernal

La boda de Lucía y Borja con todo lujo de detalles

El vestido y los complementos de la novia

Lucía eligió para su boda un vestido de novia de Montesco. “Tenía claro el estilo de vestido que quería, y cuando vi aquel diseño supe que era el mío. Un vestido sencillo, de un blanco impoluto, con mangas de tul transparentes con flores drapeadas. Sin duda el vestido de mis sueños. Con una larga cola que acariciaba la alfombra roja por la que siempre quise caminar. Creo que el resultado fue de sobresaliente, porque me sentí totalmente yo en mi día, y ese era el objetivo”, explica ilusionada la novia.

Lucía y Borja

Foto: José Bernal

Como complementos Lucía utilizó una tiara de pequeñas florecitas que combinaban en beige y rosa palo.Bambary no pudo hacer un trabajo mejor con esta coronita. Me la pondría mil veces más. Quedé muy contenta con el resultado”, asegura.

Por otro lado, Lucía quería que los zapatos se complementaran bien con el vestido, pero, sobre todo, pensó en su comodidad. “Quería disfrutar plenamente del día de mi boda, bailar, y poder andar sin molestias ni rozaduras, por eso opté por un par de Franjul Madrid. Si me volviera a casar, apostaría otra vez por ellos”.

El maquillaje y la peluquería de la novia
Lucía tenía claro cómo quería ir peinada y maquillada el día de su boda. “Pedí un maquillaje natural, que no resaltara demasiado ni me hiciera mostrarme extraña. En cuanto al peinado, me decanté por un semirrecogido con ondas que dejase ver mis pendientes y que completé con la tiara. Creo que mi look beauty fue muy discreto pero elegante, algo que me define muy bien”, explica.

Lucía y Borja

Foto: José Bernal

El outfit de Borja
El novio eligió un traje de Lebrel de color azul marino que combinó con un chaleco gris y una corbata azul con detalles en color crudo, como la camisa. “Sinceramente -asegura su enamorada-, estaba guapísimo”.

Lucía y Borja

Foto: José Bernal

La madrina y la madre de la novia
Tal y como marca la tradición, la madrina iba muy elegante con un vestido largo rojo y mantilla en color beige, que complementó con unos guantes del mismo tono. La madre de la novia, por su parte, eligió a Susana Sánchez, que le diseñó un precioso vestido.

Lucía y Borja

Foto: José Bernal

La ceremonia y la celebración
Lucía y Borja se casaron en la Iglesia del Sagrado Corazón de Málaga.

Lucía y Borja

Foto: José Bernal

Lucía y Borja

Foto: José Bernal

Además, quisieron celebrar su gran día en un lugar con encanto que fuera especial. La Hacienda Nadales, en Málaga, reunía todas las características. “Era un espacio acogedor, versátil, amplio, con mucha luz… y creo que acertamos de lleno. Además, el día de la boda contamos con una ambientación increíble gracias a la actuación de música en directo y del trabajo artístico de Patricia Navarro, de Arteboda, nuestra imprescindible wedding planner. Y toda la parte de repostería y dulces, exquisita, estuvo a cargo de Marta Pino”.

Lucía y Borja

Foto: José Bernal

Wedding planner
Otra cosa que tenían muy claro Lucía y Borja era que iban a necesitar ayuda para la planificación y para la organización de su gran día. Para ello contaron con la ayuda de Patricia Navarro, de Arteboda, “una wedding planner que no solo nos facilitó todo el proceso, sino que nos ayudó a conseguir la boda con la que tanto habíamos soñado: elegante, divertida, con ese algo especial. Se reunió con nosotros cada vez que lo necesitamos, se encargó de absolutamente todo y gracias a su trabajo nuestra boda fue un día para disfrutarlo al 100% con nuestros seres queridos, familiares y mejores amigos. Algo que parece muy obvio y muy fácil pero que, en realidad, si no tienes la figura del wedding planner cerca, es muy complicado de conseguir”, explica Lucía.

Lucía y Borja

Foto: José Bernal

Lucía y Borja

Foto: José Bernal

Los colores de la boda fueron tonalidades pastel: rosa, verde agua… Y en la decoración no faltaron las flores muy vivas, frescas… “Algo que se identifica mucho con nosotros dos, que somos muy alegres y elegantes. Nos encantó la propuesta de Patricia y me gustaría destacar el montaje mixto de las mesas, con mantel en color arena y sillas de madera blancas decapadas, copas alternadas de color y bajoplatos de cristal. ¡Las mesas quedaron ideales! También creo que logramos aprovechar al máximo cada rinconcito de la hacienda. Todo quedó muy en sintonía. El espacio con la decoración, la decoración con nuestro estilo… Todo encajaba a la perfección y todo tenía un sentido”.

Lucía y Borja

Foto: José Bernal

Lucía y Borja

Foto: José Bernal

Otros detalles llamativos de la decoración fueron las letras grandes en color blanco con las iniciales de Lucía y Borja, los carteles que daban la bienvenida, y otros que indicaban cada espacio, el córner de cervezas fresquitas y la mesa en la que se hizo un pequeño homenaje a los lugares que los novios habían visitado hasta la fecha con un mapamundi en madera con fotos de ambos alrededor y un regalo para los invitados.

Lucía y Borja

Foto: José Bernal

Lucía y Borja

Foto: José Bernal

Lucía y Borja

Foto: José Bernal

“Sin duda, Arteboda, que cuenta con una gran experiencia en la labor de organizar las celebraciones del ‘sí, quiero’, supo sacar cada elemento especial que diera ese toque personal a nuestro día. Elegiríamos una y mil veces más a esta wedding planner”.

Lucía y Borja

Foto: José Bernal

Las invitadas
“Me gustaría destacar también que casi todas las invitadas iban súper elegantes, con pamelas muy originales y colores muy alegres, aspecto que aportó felicidad extra al momento y a la ocasión”. 

Lucía y Borja

Foto: José Bernal

Lucía y Borja

Foto: José Bernal

“Las damitas de honor que nos acompañaron hacia el altar llevaban vestidos blancos con un lazo de terciopelo rosa en la cintura y coronas de flores también de color blanco como accesorios en el pelo. ¡Iban preciosas!”, añade la novia.

Lucía y Borja

Foto: José Bernal

El momento más emotivo
En general el día de la boda de Lucía y Borja estuvo repleto de emociones, “pero si tuviera que elegir un solo momento, diría que fue justo en la entrada a la iglesia; ese silencio sepulcral, con un piano de fondo… Aún se me ponen los vellos de punta al recordarlo… ¡Fue como de película romántica!”, concluye una ilusionadísima Lucía.

Lucía y Borja

Foto: José Bernal

¡Que seáis muy felices, pareja!

Comentarios

Relacionados

2016 LuciaSeCasa Ediciones Lisa Tarín. Todos los derechos reservados.

Suscríbete a nuestra newsletter
 Acepto la política de privacidad

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
X
No te pierdas
NADA

Suscríbete a nuestra newsletter

 Acepto la política de privacidad